TAMBIÉN CONOCIDO COMO

Plomo sanguíneo, niveles de plomo en sangre

Para detectar una exposición excesiva al plomo.

¿Cuando hacerse el Análisis?

En programas infantiles de cribado de exposición al plomo o por indicación médica; en niños en los que se considera que existe un mayor riesgo de exposición, pueden ser necesarias más determinaciones entre los 18 meses y los 6 años de edad; cuando el trabajo o una afición pueden facilitar que el individuo y su familia se expongan demasiado al plomo; cuando se tienen síntomas sugerentes de intoxicación por plomo.

¿QÚE ES?

Con esta prueba se mide la cantidad de plomo en sangre. El plomo es un metal pesado que se encuentra en el entorno. Cuando se inhala o si ingiere plomo, este metal puede dañar el cerebro, otras partes del sistema nervioso y algunos órganos. El plomo, incluso a niveles bajos, puede causar lesiones irreversibles y sin que la persona afectada presente signos ni síntomas. En los niños, puede causar daños cognitivos permanentes, trastornos de la conducta y retraso mental. La exposición a plomo puede ocasionar debilidad, anemia, náuseas, pérdida de peso, fatiga, dolores de cabeza, dolores de estómago, además de disfunciones de órganos como el riñón, el sistema nervioso y el sistema reproductor. El plomo puede pasar de la madre al feto y puede ser la causa de abortos y de nacimientos prematuros.

Anteriormente, el plomo se usaba en las pinturas, la gasolina, las cañerías y otros productos del hogar como las latas de conserva. Aunque esta práctica se ha limitado, el plomo todavía está presente en muchos productos y en muchos procesos industriales en todo el mundo. En las construcciones anteriores a 1978 (y especialmente en las anteriores a 1950), se utilizaba pintura que contenía plomo. También aparecía plomo en los restos de polvo de los procesos de derribo y restauración de estas construcciones.

Los menores de 6 años tienen más riesgo de intoxicación porque se suelen llevar las cosas a la boca y tienen una mayor tasa de absorción de plomo. Pueden incorporar el plomo al organismo ya sea a través de la inhalación del polvo de la casa o de las pinturas, chupando o metiéndose en la boca cosas hechas de plomo o que estén contaminadas con él y/o ingerir comida o agua contaminada. Las exposiciones a plomo en adultos suelen estar más relacionadas con la profesión o con las aficiones. Los niños también se pueden exponer al plomo presente en la ropa de los padres que tengan trabajos relacionados con el plomo.

¿CUÁNDO DE SOLICITA?

Con finalidades de cribado en niños:

  • Cribado al año de edad y un nuevo control a los dos años
  • Control en niños que tengan algún familiar que trabaje en la industria del plomo, o con familiares o amigos intoxicados por plomo

En un centro de salud le informarán sobre la necesidad del cribado y los riesgos que existen en su lugar de residencia.

Seguimiento de niños con niveles altos de plomo:

Las muestras recogidas de la yema de los dedos de los niños se pueden contaminar dando un resultado falsamente elevado por lo que es mejor confirmarlo con una muestra de sangre venosa, normalmente una semana o un mes después de la primera. Es recomendable repetir la prueba como seguimiento a aquellos niños que tengan unos niveles de plomo en sangre superiores a 10 microgramos por decilitro (actualmente, el límite está establecido en 5 microgramos por decilitro). Es importante también investigar la fuente de exposición al plomo (casa, juguetes, artilugios, etc.) en aquellos pacientes con niveles superiores a 15-19 microgramos por decilitro durante 3 o más meses o aquellos con valores iniciales superiores a 20 microgramos por decilitro.

Con finalidades de cribado en adultos:

Es interesante hacer un cribado en personas con riesgo de exposición al plomo en el lugar de trabajo. También es recomendable estudiar a los familiares ya que el plomo puede llegar a casa a través de la ropa. Todas estas recomendaciones se recogen en las leyes de seguridad laboral.

Todavía no existe una guía para el cribado del plomo en adultos a diferencia de la que existe para los niños. Los puntos de corte para considerar una intoxicación por plomo varían según el país. Según diversas guías internacionales, el objetivo es reducir los niveles de plomo por debajo de 25 microgramos por mililitro.

Aquellas personas que trabajan en empresas con riesgo de exposición al plomo, como fábricas de fundición de metales, reparación de coches y de la construcción, deben hacerse una prueba para determinar el nivel de plomo sanguíneo, igual que aquellos con aficiones relacionadas con pinturas con plomo, cerámicas o gasolina. Si desea consultar las aficiones en las que puede existir exposición al plomo, consulte Intoxicación por Plomo.

Existe una reglamentación sobre la monitorización de los niveles de plomo en el lugar de trabajo. Si en una empresa se encuentra un trabajador con niveles altos de plomo, por ejemplo, más de 40 microgramos por mililitro de plomo en la sangre, se repetirá el examen cada dos meses hasta que por dos veces consecutivas se alcance un valor menor. Esto implica que cuanto mayor sea el nivel de plomo en sangre, mayor será la supervisión de la empresa.

Con finalidades diagnósticas:

Cuando se sospecha una intoxicación, debe determinarse el plomo en sangre tanto en niños como en adultos. Los síntomas son inespecíficos e incluyen fatiga, cambios de humor, náuseas, molestias estomacales o abdominales, dolores de cabeza, temblores, pérdida de peso, neuropatía periférica, anemia, infertilidad, encefalopatía, pérdidas de memoria, crisis epilépticas e incluso coma. Muchos niños no presentan signos ni síntomas, pero a pesar de ello, las lesiones pueden ser irreversibles. Es recomendable un análisis del nivel de plomo en niños con retraso del crecimiento, anemia, problemas para dormir, pérdida de audición o déficits en el habla, el lenguaje o en la atención.

¿QUÉ SIGNIFICA EL RESULTADO DE LA PRUEBA?

Cuanto más elevado sea el resultado obtenido, mayor será el nivel de plomo en sangre. De todas formas, el nivel en sangre no siempre refleja la cantidad de plomo en el organismo. Esto es así porque el plomo pasa de los pulmones o del tracto gastrointestinal hacia la sangre, y posteriormente se distribuye desde la sangre hacia tejidos como huesos y dientes, donde se acumula. El daño que el plomo puede provocar en los órganos depende de la edad y el estado de salud de la persona, de la intensidad de la exposición y del tiempo durante el que se han mantenido los niveles altos de plomo en el ambiente.

La exposición al plomo es peligrosa para todo el mundo, pero especialmente para los niños. Es un objetivo de salud que todos los niños tengan una concentración de plomo menor a 10 microgramos por decilitro. Estudios recientes demuestran que no existe una concentración mínima de plomo que no tenga efectos nocivos, ya que se han observado alteraciones cognitivas en algunos niños con niveles de plomo inferiores a 10 microgramos por decilitro. Por este motivo, los Centers for Disease Control (CDC), desde Mayo del 2012, han fijado el valor umbral en 5 microgramos por decilitro.

Para los varones y las mujeres no embarazadas, el punto de corte está establecido en 25 microgramos por decilitro. Si a un trabajador se le encuentran niveles mayores a 40 microgramos por decilitro, tendrá que cambiar de lugar de trabajo hasta que sus niveles desciendan por debajo de 40. También se recomienda el cambio a aquellos con valores inferiores a 40 microgramos por decilitro y que presenten síntomas. El punto de corte en las mujeres embarazadas es de 10 microgramos por decilitro, ya que existe riesgo de que el plomo atraviese la barrera placentaria; cuanto más cerca esté el valor de cero, mayor será la protección del feto.

Muchos expertos recomiendan tratar con un quelante de plomo (succímero) a los niños con más de 45 microgramos por decilitro, a menos que presenten una encefalopatía. Cualquier nivel mayor a 70 microgramos por decilitro, tanto en adultos como en niños, debe considerarse como una emergencia médica.

Es importante analizar la casa de todos los niños con niveles altos de plomo con el objetivo de identificar y eliminar o reducir la fuente de exposición. 

¿Qué otros productos contienen plomo, además de las pinturas y las cerámicas?

Algunos productos que todavía contienen plomo son las baterías de coche, los soldadores, algunas tuberías, la munición, material para techos, pinturas industriales, algunos PVC, vinilo y plásticos, objetos de metal como llaves, joyas y el material protector o blindaje de los aparatos de rayos X para realizar radiografías.

¿Cómo se produce la exposición? ¿Puede aumentar el plomo en sangre sólo con tocar estos productos?

No hay riesgo de intoxicación por el hecho de sujetar un objeto de plomo con las manos. La mayor parte de plomo está en forma inorgánica y no atraviesa la piel. Sin embargo, respirar o tragar polvo contaminado con plomo sí que puede causar una intoxicación. Algunos ejemplos de intoxicación pueden ser:

  • Llevarse a la boca las manos, juguetes o comida que hayan podido estar en contacto con plomo
  • Inhalar polvo de plomo o partículas de plomo
  • Ingerir plomo a través de trabajos de jardinería en suelos contaminados por la proximidad a una casa muy antigua o un garaje, o en suelos contaminados por plomo procedente de la combustión de gasolinas que lo contengan, o en zonas próximas a industrias abandonadas
  • Beber agua que haya circulado a través de cañerías de plomo
  • Meterse en la boca cosas hechas de plomo, como las balas de una escopeta, los plomos de las cortinas, soldaditos de plomo, un juguete, etc.
  • Inhalar humo resultante de la quema de maderas pintadas con pintura hecha con plomo o de las baterías de los coches

¿En qué trabajos existe riesgo de exposición al plomo?

En algunos trabajos existe riesgo de exposición al plomo para el trabajador y su familia:

  • Fundición de plomo
  • Construcción
  • Soldadura de acero
  • Reconstrucción de puentes
  • Rehabilitación de casas antiguas
  • Trabajo en la fundición  
  • Reciclaje del metal
  • Fabricación de vidrios tintados
  • Uso de esmaltes de plomo en cerámica
  • Uso de pintura metalizada
  • Reparaciones de coches
  • Trabajos eléctricos
  • Trabajos con cables

¿Existe alguna forma de protegerse a uno mismo y a su familia de la exposición al plomo?

Sí. Si la casa donde se habita ha sido construida antes de 1978:

  • La casa tendrá plomo, por lo que es bueno que lo confirme un profesional
  • Debe fregarse el suelo y humedecer con un trapo las superficies lisas para evitar que en ellas se depositen partículas de polvo de plomo
  • Debe pasarse el aspirador por alfombras y tapicerías, utilizando un filtro HEPA si es posible
  • Es importante identificar superficies pintadas con pintura con plomo que puedan estar dañadas y repararlas lo antes posible, limpiando esa zona del polvo que puede contener plomo
  • Deben realizarse todas las reparaciones y renovaciones con todas las medidas de seguridad para evitar la contaminación por plomo

Es conveniente en caso de que se tengan hijos:

  • Limpiar frecuentemente las manos y los juguetes para evitar la contaminación
  • No usar remedios caseros que contengan plomo
  • Mantener alejados a los niños y a las mujeres embarazadas de las zonas en las que se están haciendo reparaciones que levantan mucho polvo que puede contener plomo
  • No dejar que los niños se metan cosas en la boca que puedan contener plomo, como llaves o joyas
  • Llevar a los hijos al médico al año o a los dos años de edad para determinar su nivel de plomo en sangre - siga las recomendaciones de cribado del área de salud en la que vive

¿Hay alguna forma de protegerse a uno mismo y a su familia de la exposición al plomo si se trabaja en una área peligrosa?

Sí. Si usted trabaja en un lugar en que está expuesto al plomo, ya sea por el polvo o por el humo, usted puede:

  • Lavarse las manos antes de comer, beber o fumar
  • Comer, beber y fumar en áreas que estén libres de polvo o humo con plomo
  • Utilizar un respirador con filtro HEPA (calificación N-100); afeitarse bien para asegurar un ajuste correcto en caso de que se tenga barba
  • Guardar la ropa de calle en un lugar limpio y cambiarse de ropa y zapatos antes de empezar a trabajar en un lugar con plomo
  • Ducharse inmediatamente después de trabajar con plomo y antes de ir a casa

Lavar la ropa de trabajo en un lugar diferente al de la ropa de casa y del resto de la ropa de la familia.

Plomo
Si ayuno

¿POR QUÉ HACERSE EL ANÁLISIS?

Para detectar una exposición excesiva al plomo.

¿Estas buscando otra prueba?

Si ya tienes claro que tipo de pruebas te han pedido, sólo tienes que buscar en nuestro listado de pruebas, donde te indicamos la prueba y su precio para que lo tengas todo claro desde el principio. Si no la encuentras contacta con nosotros, seguro que la tenemos.

LISTADO

Pruebas relacionadas

¿Como realizo mi pedido?

Elige tu prueba

Elige la prueba

Sólo tienes que elegir cualquier tipo de panel o escogerte las pruebas que necesites para tu análisis y seguir la compra en el carrito.

Registrate en la web

Registrate en la web

Rellena el formulario con tus datos para que tengas la plataforma donde podrás consultar todas tus analíticas.

Consulta tus resultados

Consulta tus resultados

Desde tu área de cliente podrás consultar todos tus análisis y seguir así tu historial.

¿Quieres que te llamemos?